Respiración de las medusas

Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest

Respiración de las medusas

Los seres vivos necesitan respirar para mantenerse con vida. La respiración, al igual que la alimentación es una de esas funciones vitales que diferencian a los seres que están vivos, de aquellos elementos que no lo están. Pero, si miramos con detenimiento a la medusa, uno de los animales más impresionantes que se encuentran en nuestros océanos y mares, nos podemos sorprender al darnos cuenta que estos seres no tienen unos pulmones como nosotros, pero tampoco tienen branquias como los peces que conviven con ellas. Entonces, ¿cómo respiran las medusas? Nosotros tenemos la respuesta, y la encontrarás más abajo.

Tipos de respiración animal

En el mundo animal no todos los seres respiran de la misma manera, aunque el proceso que se lleva a cabo es muy similar definiéndose como un intercambio de gases en el interior del cuerpo que les ayuda a oxigenar el cuerpo y las células, expulsando los gases y desechos que el organismo no necesita. Según el animal del que hablemos, se va a producir una respiración u otra, ya que los órganos que se encargaran de este proceso serán diferentes.

Respiración de las medusas, imágenes

Forma parte de su proceso vital como ser vivo.

En el caso de los mamíferos (además de otros seres vivos), se tratará de la respiración pulmonar. Los órganos que van a ayudar a esta categoría son los pulmones, filtrando los gases que entran en el cuerpo, dejando pasar el oxígeno y expulsando el resto de gases de desecho. Si hablásemos de los peces y otros seres acuáticos, la parte indiscutible serían las branquias, las cuales van a realizar el mismo proceso que los pulmones, pero ayudando también a eliminar el agua del cuerpo de estos seres.

Existen otros tipos de respiración, pero vamos a centrarnos en la que nos interesa, la respiración por difusión que es la que realizan todas las medusas.

Foto respiración de las medusas

La respiración es un proceso por difusión en las medusas.

¿Cómo respiran las medusas?

Si mirásemos la anatomía de una medusa, podríamos quedarnos petrificados al descubrir que no hay ningún órgano que realice esta importante función. Lo único que podríamos diferenciar es su cavidad gastrovascular, que es donde realiza la digestión, pero no hallaríamos ni rastro de pulmones, branquias, ni tampoco tranqueas como los insectos. Entonces ¿cómo es posible que este animal respire, produciendo el intercambio de gases necesario para la vida? La respuesta está en el proceso de difusión.

Proceso de respiración medusa

Respiran gracias a su membrana celular.

La respiración por difusión suele ser realizado sobre todo por protozoos, y organismos de un tamaño muy reducido que en ocasiones no podemos ver ni a simple vista ya que son microscópicos. También la realiza la esponja de mar y otras formas de vida simples. La medusa, a pesar de que algunas puedan a llegar a medir metros de ancho y pesar muchos kilos, no tiene un sistema respiratorio, por lo que realiza el intercambio de gases a través de las propias células.

Este proceso se da a cabo gracias a que la concentración existente de oxigeno dentro del cuerpo de la medusa es menor que el que se encuentra en el agua, por lo que el oxígeno que hay fuera pasa por las membranas celulares para estabilizar el interior de la medusa. Algo parecido ocurre con el dióxido de carbono, ya que dentro del cuerpo, al usarse el oxígeno, este pasa a ser dióxido de carbono aumentando su concentración. Al haber más dentro que fuera, este gas de desecho es filtrado al exterior.

Este método ocurre sin que la medusa tenga la necesidad de tener ningún órgano importante, haciéndolo automáticamente y en todo momento. Como por norma general, en el exterior siempre va a ver mayor cantidad de oxigeno que dentro del animal, la difusión será exitosa. Sin embargo, cuando en el mar se encuentran muchas medusas juntas y el nivel de oxigeno decae, subiendo el de dióxido de carbono, suelen migrar hacia zonas más oxigenadas.

Comparte en tus redes sociales:Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterPin on Pinterest